Reparto de puntos en el Nuevo Colombino en un choque trabado donde las ocasiones no abundaron, un encuentro lento y falto de ritmo que no resultó atractivo para los aficionados.

A pesar de ello, los primeros minutos fueron intensos, donde el conjunto celeste tuvo un peligroso contragolpe que de no ser por Julio hubiera sido un mano a mano con el portero. La falta lanzada por Velasco no supuso problemas para Marc Martínez que despejó de puños. Las siguientes jugadas fueron del Decano, donde los protagonistas fueron Carlos Calvo y Boris, en la primera intercepta la defensa y en la segunda el ariete remata fuera en el que podía haber sido el primer tanto de los albiazules.

El juego se fue diluyendo poco a poco, muchas interrupciones y poca fluidez en zona media que impedía que llegasen ocasiones para ambas escuadras. De esta forma se llegaba al descanso, en el que Javier Casquero movería ficha introduciendo a Rafa de Vicente en detrimento de Djak Traoré.

Los segundos 45 minutos arrancaron igual de intensos que los primeros, una jugada de Carlos Calvo dentro del área acabó en zancadilla y consecuente penalti, Boris hizo lo propio desde los 11 metros y los recreativistas se adelantaban cuando parecía imposible deshacer el empate. Pero la alegría duró poco, en la siguiente jugada, el conjunto almeriense provocaba un córner en el que anotaría por medio de Arregi, el cabeceo sorprendía a la zaga onubense y volvía a imponer el empate en el electrónico.

Entonces volvería a ralentizarse la circulación del balón y escasearían las jugadas en las áreas. Con el paso de los minutos el Decano iría volcándose sobre la portería rival, pero ni Rafa de Vicente desde lejos ni las faltas lanzadas por Carlos Calvo evitarían el desenlace del partido con el 1-1.

 

Fotos: Pablo Sayago